El Congreso abre un procedimiento para la revisión y planes de mantenimiento de su patrimonio histórico-artístico

date 29/11/2017

El Congreso de los Diputados ha puesto en marcha un procedimiento para la contratación del servicio de colaboración en el mantenimiento preventivo y estabilización urgente de todo el patrimonio histórico artístico, casi 4.000 piezas en las que se incluyen una valiosa colección de pintura histórica y contemporánea, obra gráfica, esculturas, orfebrería y cerámica, lucernarios y vidrieras, relojes, lámparas, espejos y mobiliario histórico. 

El presupuesto máximo de licitación del contrato, cuyo plazo de ejecución es de enero de 2018 al 30 de junio de 2020, es de 53.600 euros anuales, en los que se incluyen todos los gastos y obligaciones que deba asumir el adjudicatario para garantizar la conservación del patrimonio de la Cámara, con la única excepción de los mecanismos de relojería y las alfombras, tapices y reposteros. 

Los servicios que debe prestar el adjudicatario contemplan las revisiones periódicas, de los objetos que integran el patrimonio histórico artístico; la elaboración de informes de mantenimiento preventivo, investigación y de incidencias urgentes, la monitorización de las condiciones de determinadas estancias, y la verificación y ampliación de la información existente en las fichas de inventario del mismo. 

Deberá hacerse cargo también de la formación del personal de las unidades de apoyo del Congreso de los Diputados para la gestión ordinaria de estos objetos y para el manejo de situaciones de emergencia y de las tareas de estabilización urgente de eventuales daños en los objetos de la colección de forma que no prosiga el deterioro hasta que se contrate la restauración del objeto.

El contrato abarca el cuidado y apoyo a la conservación de las bóvedas y techos de las plantas baja y primera del edificio del Palacio, decoradas por autores como Vicente Camarón Torra, José María Gamoneda y García del Valle, Joaquín Espalter Rull, Carlos Luis de Ribera y Fieve, o Arturo Mélida. Además de las pinturas murales, se revisarán las decoraciones de relieves de estuco, la pintura de fondo, los dorados, los escudos, los frisos, cornisas, paramentos, columnas y balaustradas. 

En los pliegos se especifica que, entre las tareas que debe asumir, al menos una vez durante la ejecución del contrato, figura la limpieza superficial de los cuadros Mariana Pineda en Capilla, que da nombre a la Sala en la que se reúne la Junta de Portavoces; La ejecución de los comuneros de Castilla, y la obra que decora el techo del salón de lectura de la Biblioteca: La Alegoría del templo de las leyes.

Pintura histórica y contemporánea

En la colección de pintura histórica cabe también destacar cuadros como Bodegón de Pescado, de Nicola María Reco; los escudos del Hemiciclo de José Pagniucci; los lienzos de María de Molina presentando a su hijo a las Cortes de Valladolid, de Gisbert; y El juramento de los primeros Diputados de las Cortes de Cádiz, de Casado del Alisal, los lienzos triangulares del Decálogo y el Evangelio, de Carlos Luis de Ribera; y los tondos o retratos circulares al óleo de pintores como José Sánchez Pescador, Vicente Palmaroli González, Tiberio Ávila Rodríguez, Ricardo Rivera, José Díaz Molina, José Nin y Tudó, José María Gamoneda y García del Valle, Rafael Julia Entraigues. 

Los retratos del Rey consorte Francisco de Asís de Borbón y Borbón, de Federico de Madrazo y Kuntz; el retrato de Don Juan Bravo Murillo pintado por Casto Plasencia Maestro, o la colección de retratos de ex presidentes de la Cámara realizada por autores tan relevantes como Sorolla, Piñole, Marceliano Santamaría, Casado del Alisal, Gisbert, Madrazo, Bernardo Torrens o Romero de Torres, forman también parte de la colección pictórica de la Cámara.

Además de las obras expuestas en el Palacio, se incluye también el cuidado y de las ubicadas en los edificios de Ampliación del Congreso, con especial mención a la Sala Sert, decorada con una serie de sanguinas del pintor catalán Josep María Sert que representan a varias ciudades españolas, y en la que se deberá garantizar la conservación del muro de soporte, la capa pictórica y el dorado. 

También se revisará periódicamente la colección de pintura contemporánea, obra de autores como Juan Gomila, Jaime Macarrón, Anselmo Miguel Nieto, Daniel Quintero Miguel Ajauregui, Antonio Clavé, Rafael Canogar, Lucio Muñoz, Soledad Sevilla o Frenando Verdugo; y las caricaturas de cronistas parlamentarios realizados por periodistas gráficos como Juan Ballesta Ballesta, KAP, Jaume Capdevilla Herrero, González, Alfredo, López Lorenzo, Siro Mingote Barrachina, Ángel Antonio Figueroa, Omar "Turcios", Pérez González, o José María "Peridis". 

Mosaicos, vidrieras, artes decorativas y mobiliario histórico 

El mosaico del suelo del Vestíbulo de Isabel II, elaborado con la técnica de "battuto a la veneciana" y realizado por Elias Bex con teselas de mármol, deberá ser revisado cada verano, cuando se levantan las alfombra de la Real Fábrica de Tapices para mostrar este tesoro que permanece cubierto durante el invierno. 

Las vidrieras de los escritorios, del Salón de Conferencias, la Galería del Orden del Día y del Hemiciclo; las chimeneas de maderas nobles, mármol y metal; la carpintería histórico-artística, especialmente el artesonado policromado de la biblioteca, o los paramentos con paneles de madera boiserie, zócalos y librerías de los despachos de miembros de la Mesa y Presidencia, os relieves, el estuco, los enmarcados y rodapié de mármol, las paredes enteladas de la Sala Mariana Pineda y la antesala de Salón de Ministros, son otros de los elementos detallados en el procedimiento. 

En cuanto a las artes decorativas, pueden señalarse piezas de Onda y de Manises, de Talavera, Sargadelos, la Cartuja de Sevilla, Fundación de Gremios, además de los seis azulejos con caricaturas de políticos de la II República Española de Luis de Brabaria y de la cerámica vidriada con reproducción de pinturas negras de Antonio Serafino Scappini. 

Entre las piezas de orfebrería destacan la paleta de plata con la que la Reina Isabel II colocó la primera piedra del Palacio y la paleta de plata con la que el Rey Juan Carlos I colocó la primera piedra del edificio de Ampliación del Congreso; el juego de mazas de plata, o las escribanías de Marquina Espolies, de la Real Fábrica de Platería Martínez, Nicolás Chameroi, o los candeleros de plata de Durán Joyeros. 

También se incluyen las piezas de mobiliario histórico, fabricado en diferentes materiales como maderas, bronces, textil, cuero, carey, marfil, oro, policromías. Las librerías de las antiguas salas de lectura de la biblioteca, la mesa-velador de estilo imperio, las mesas y resto de muebles isabelinos, y las cajas  de los relojes como el de Billeter, son ejemplos de este valioso mobiliario.

Congress
C/Floridablanca s/n - 28071 - MADRID
Legal notice
Accesibility

General information:

Tel: 91 390 60 00

Fax: 91 429 87 07

Guided tours for groups:

Tel: 91 390 65 25 / 26

Fax: 91 390 64 35